BBVA Bancomer BBVA Bancomer
           

Las fortalezas de México permiten que a pesar de la moderación global, el país mantenga su perspectiva de crecimiento sin cambios, según ‘Situación México’ de BBVA Research.

México mantiene su perspectiva favorable de crecimiento para este y el próximo año a pesar de la reciente moderación de la actividad global

  • Las medidas tomadas por los bancos centrales han aclarado el panorama global. Sin embargo, las políticas económicas han de seguir consolidando la recuperación.

  • Pese a la reciente moderación global, México mantiene una perspectiva favorable de crecimiento para este y el próximo año apoyándose en la dinámica positiva del empleo y el financiamiento.

  • La inflación regresará por debajo de 4.0% a medida que la persistencia de los choques de oferta disminuya.

Se espera que la economía mundial registre una progresiva mejora del crecimiento del PIB que lo lleve en 2013 al  3.5% (3.2% en 2012; 4.1% de media del periodo 2010-12). Esta suave expansión se apoya en la menor aversión al riesgo a consecuencia de las acciones tomadas por los bancos centrales, en especial por el BCE. A pesar de ello, se destacan tres factores que pueden deteriorar estas perspectivas: 1) el más preocupante, un resurgimiento de los problemas en Europa si volvieran los temores de ruptura del euro; 2), la amenaza que pende en los EEUU por el llamado “fiscal cliff”, un paquete de reducción del gasto público y de aumento de impuestos por valor del 4% del PIB que entraría automáticamente en vigor a comienzos de 2013 y que empujaría a la economía estadounidense de nuevo a la recesión; 3) una fuerte desaceleración de las economías emergentes, en particular de China y de aquellas basadas en la exportación de materias primas, cuya demanda depende, a su vez, de China.

Pese a la reciente moderación global, México mantiene una perspectiva de crecimiento de 3.7% para este año y de 3.0% para el siguiente apoyándose en un comportamiento favorable del empleo y el financiamiento. En la segunda mitad del año se han observado señales de moderación de la demanda externa entre las que destacan la ralentización de las exportaciones manufactureras y la caída de las remesas que ingresan al país. No obstante, un crecimiento promedio de 4.3% en la primera parte del año, un mercado laboral que ha mantenido la creación de empleo y la ganancia de cuota de las empresas exportadoras en el mercado estadounidense contribuyen a mantener la perspectiva de crecimiento de la economía. En los últimos doce meses la economía ha creado más de 700 mil empleos en el sector formal privado, contribuyendo a que el ritmo promedio de creación de empleo formal en los primeros 9 meses del año haya sido el más dinámico de los últimos tres años. El buen desempeño del mercado laboral se ha visto reflejado en un comportamiento favorable del consumo privado. Destaca que tanto el crecimiento del consumo como el de la inversión se han visto favorecidos por las condiciones financieras estables y el flujo de crédito. En relación a la cuota de mercado, al segundo trimestre del año, México contribuyó con el 12.6% de las importaciones de manufacturas en EEUU, la máxima cuota alcanzada por México en su historia. 

La perspectiva para 2013 de la economía mexicana considera un crecimiento moderado de la economía de EEUU de 1.8%, no obstante, se mantiene la incertidumbre sobre las perspectivas de esta economía. Ello se debe primordialmente a la posibilidad de que se implemente a principios del próximo año en aquel país el intenso programa de consolidación fiscal previamente aprobado por el Congreso, lo que mermaría la actividad económica y aumentaría la volatilidad en los mercados financieros internacionales. Retrasar el inicio de ese programa de ajuste requiere que el Congreso logre un acuerdo en el mes posterior a la elección presidencial. A pesar de las difíciles condiciones externas, México ha sido exitoso en mantener  políticas fiscales y monetarias orientadas hacia la estabilidad que han permitido conservar la deuda y el déficit público acotados, y la inflación baja, políticas que se mantendrán en el futuro. 

La inflación regresará por debajo de 4.0% a medida que la persistencia de los choques de oferta disminuya. Al mes de septiembre, la inflación se encuentra en 4.8% resultado de los continuos choques de oferta que han afectado a los precios, como son el brote de gripe aviar en el occidente del país y los altos precios internacionales de los granos en parte explicados por la sequía en EEUU. No obstante, la inflación subyacente se mantiene anclada en 3.6% y el subíndice de precios que excluye alimentos y energía se encuentra apenas por arriba del 2.2%. Se espera que la inflación inicie un proceso de convergencia hacia el rango de variabilidad del objetivo de Banxico a partir del cuarto trimestre de este año, permitiendo que la tasa anual se sitúe alrededor de 4.2% en diciembre. Sin embargo, dada la intensidad de los choques de oferta, se estima que la inflación descenderá claramente por debajo de 4.0% hasta el segundo trimestre de 2013, para continuar bajando hasta alcanzar una tasa de 3.6% al cierre de ese año. En este escenario de convergencia se espera que el diferencial de la inflación entre México y EEUU se reduzca resultado de una apreciación del peso, ciclos económicos moderados y estables en ambos países, y menores precios internacionales de los granos en un ambiente de moderación global. Esto considerando que las estimaciones de BBVA Research muestran que estas variables están entre los principales determinantes de dicho diferencial.

Si bien el nivel de inflación supera el límite superior del intervalo objetivo de Banxico, la naturaleza transitoria y no subyacente de dicho aumento constituyen elementos de soporte a la decisión de mantener la pausa monetaria. Adicionalmente, al momento no hay evidencia de que estos incrementos hayan generado efectos de segunda ronda como se puede apreciar en la inflación del subíndice de servicios, apenas por encima de 2.0%, y en las expectativas de inflación de mediano plazo ancladas alrededor del 3.5%. Además, estimaciones de BBVA Research sugieren que en el proceso de determinación de la tasa monetaria el banco central considera si el repunte de inflación proviene de presiones de oferta o de demanda, y toma en cuenta la postura monetaria de la Reserva Federal de EEUU, lo que en un ambiente de inflación subyacente anclada y expectativa de que la tasa de fondos federales de la Reserva Federal se mantendrá sin cambios por un largo tiempo sustenta la perspectiva de pausa monetaria. No obstante, dado que los riesgos inflacionarios están sesgados al alza en el corto plazo, en caso de presentarse evidencia de efectos de segunda ronda la postura monetaria podría endurecerse.

En relación a los mercados financieros, resultado de la incertidumbre global, el tipo de cambio mantendrá niveles similares a los actuales, cerrando el año en 12.90 pesos por dólar. Hacia adelante, en la medida en que las condiciones globales se normalicen, el peso debería tender hacia un nivel de largo plazo de alrededor de 12.5 pesos por dólar.

¿Dónde se puede encontrar la publicación?

La publicación “Situación México” correspondiente al Cuarto Trimestre de 2012 se realizó bajo la dirección de Jorge Sicilia, Economista Jefe del Grupo BBVA, y de Arnoldo López, Economista Principal de Análisis Macroeconómico México de BBVA Research y editor de la revista. El equipo formado por Arnoldo López, Iván Martínez, Cecilia Posadas y Pedro Uriz son los economistas encargados de la elaboración de la publicación, además de contar con la participación del área de Escenarios Económicos de BBVA Research.

Esta publicación en español y su versión en inglés así como el resto de documentos elaborados por el Servicio de Estudios Económicos de BBVA Research pueden consultarse en la página de Internet:

http://www.bbvaresearch.com

México D.F. a 6 de noviembre del 2012

Acerca de BBVA Bancomer
BBVA Bancomer es la institución líder en México en cartera de crédito y captación, con un enfoque de innovación que le permite ofrecer servicios bancarios a 19.3 millones de clientes, a través de una sólida infraestructura integrada por 1,800 sucursales, 7,700 cajeros automáticos, 125,000 terminales punto de venta. Con una constante inversión en sus canales electrónicos cuenta con el apoyo de 29,300 corresponsales bancarios y el portal bancario de mayor transaccionalidad, con 2 millones de clientes anuales. El uso de la más moderna tecnología en el servicio de Banca Móvil para operaciones por medio del teléfono celular con 546 mil usuarios registrados. La Responsabilidad Social Corporativa es una constante en el negocio bancario y por medio de la Fundación BBVA Bancomer se fomenta la educación, la cultura y el cuidado del medio ambiente.